El Buitrón - El Corpus
Miércoles
2016-12-07
14:26
Formulario de entrada
Búsqueda
Calendario
«  Diciembre 2016  »
LuMaMiJuViSaDo
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031
Nuestra encuesta
Estimen nuestro sitio
Total de respuestas: 54
El tiempo
Nos visitan desde:
Amigos del sitio
  • Cree su sitio
  • Estadística

    Total en línea: 1
    Invitados: 1
    Usuarios: 0

     

    Página Web de la Hermandad de la Santa Cruz de El Buitrón

    El Corpus

    Fecha: Segundo o tercer domingo de agosto.
     
    En la aldea de El Buitrón el Corpus se celebra en agosto gracias a una indulgencia papal otorgada hace siglos por el tradicional sistema de vida de los campesinos que poblaban la aldea de El Buitrón.
     
    Las faenas agrícolas en estas tierras estaban en pleno apogeo en los meses de mayo y junio, y los campesinos, que trabajaban incluso a kilómetros de distancia de su aldea, no podían permitirse el lujo de abandonarlas para volver y honrar así al Cuerpo de Cristo.
     
    Sin embargo, las Reglas de la Hermandad del Santísimo de la aldea penalizaba a sus miembros que no asistieran a los actos de función principal: el Corpus y los entierros. Para salvar esta contradicción, los habitantes de El Buitrón pidieron, y consiguieron del Papa, el privilegio de celebrar el Corpus en el mes de agosto, una vez terminadas las faenas agrícolas.
     
    El domingo por la mañana los habitantes adornan con colchas, maceteros, altares y alfombras de plantas aromáticas (como el romero, mastranzo y el poleo) las puertas de cada casa ya que quieren que su aldea luzca limpia y adornada para cuando pase Jesucristo Sacramentado. Estas plantas hacen que el ambiente se embriague de un olor especial.
     
    A continuación se celebra una misa en la Iglesia dando paso posteriormente a la procesión. En ella va el sacerdote portando el Cuerpo de Cristo bajo un palio portado por algunos habitantes de la aldea.
     
    Corpus de El Buitrón en 1998
    Corpus de El Buitrón en 1998
     
    La procesión recorre las calles deteniéndose un instante en las puertas de cada casa. En la casa del mayordomo del Señor, situado en la puerta habrá un pequeño altar donde el sacerdote se postra y expone el Santísimo.
     
    Al finalizar la procesión, el mayordomo del Señor invita a todos los hermanos a tomar un aperitivo.